lunes, 9 de agosto de 2010

LA ETEREA SERENIDAD DE VIVIR EN EL CAMPO



Pues sí, ahora todo el mundo prefiere vivir en el campo y hay una gran mayoría que se han comprado el adosado en un pueblo, eso si, cerquita de la city. Bueno los más pudientes en vez de adosado optaron por el chalecito independiente, pero hay otro genero de humanos que prefieren zambullirse de lleno en la esencia del campo .... y yo pertenezco a ese tipo de gente.


Yo me compré una casita de pueblo, que hubo que renovar casi entera , pero ahora estamos muy satisfechos con los resultados de la obra y estamos inmersos en plena vida rural, tipo a las charletas con los vecinos cuando cae el fresco, llevando las sillas y arreglando la vida de toda la comarca, ajajajajajaja. Eso sí, aportando el glamour que me caracteriza, me he imbuido de la moda local, es decir, salgo con chancletas de goma y mis super batas/vestidos veraniegos . ¡Y que viva la comodidad!.


Todas las noches, antes de irme a la cama, me asomo a la ventana de la cocina o del baño para fumar el último pitillo, en pleno silencio. Si hace aire me voy a la ventana del baño que da a un monte todo lleno de árboles, los cuales hacen un sonido maravilloso cuando el viento atraviesa sus hojas ... me puedo pasar largos ratos mirando a la oscuridad en total ausencia de ruido, salvo alguna lechuza que canta en las proximidades......


Anoche eran las 3 de la madrugada cuando dejé de jugar al solitario y me fuí a mi ventana. Es increible lo silencioso que puede estar todo a esas horas, solo el paso lejano de algún camión por la autovia que está a dos km, rompe la armonía. De repente algo rompió el silencio .... ah!!! el perro del vecino, que guarda una vacas en una cuadra.... le siguió el ladrido furioso de otro??? perro... no!! ... dos o tres perros más... Me dije que eso era algo normal.... pero de repente comenzó a oirse el dulce canto de un puto gallo, al que siguieron uno tras otro, todos los gallos del pueblo, con lo que comenzó un armonioso concierto de perros y gallos que amenazaba con no acabar nunca y que me llevó rapidamente a la cama......


Ahora estoy escribiendo, pero estoy tardando mucho pues literalmente ME COMEN LAS MOSCAS, que no hay líquido que acabe con ellas, que parece que las estas dando de comer en vez de intentar matarlas. No sé la cantidad de dinero que me he gastado en diferentes aparatejos para acabar con ellas, y al final he encontrado algo que parece que funciona : " la paleta de toda la vida, que compré en los chinos". Bueno, tambien me he metido a costurera y estoy haciendo mosquiteras para todas las ventanas, y como no soy experta con la máquina de coser, pues las costuras no son muy rectas, pero el menos ha servido para estrenar mi preciosa máquina que compré hace casi dos años y no había estrenado....


Ya os contaré como sigue mi guerra con los insectos..... eso si no me comen viva... que es lo más probable.... ahora, eso sí, ME ENCANTA LA ETEREA SERENIDAD DE VIVIR EN EL CAMPO.

10 Pinceladas:

Pepa dijo...

Yo cuando sea mayor quiero vivir en el campo :D Viví en él hasta los 18 y ahora a los 31 lo hecho muchísimo de menos otra vez. Las moscas, nada, tienes que aprender a soportarlas, no hay manera de librarse de ellas, lo siento por ti, jjejejejeje.

Elvis dijo...

Desde luego que no hay nada mejor que vivir en el campo, sobre todo si te gusta jajajaja.
La batalla contra los insectos está perdida de antemano, son demasiados y además sienten una gran atracción por los humanos... qué le vamos a hacer.

Saludos cordiales.

carla dijo...

Pero bueno!!!...vuelvo y te veo protestona...jajajaajja...el campo, ese ente maravilloso que te da una de cal y otra de arena...no te creas, como la playa. No hay nada perfecto. Yo estoy en esa etapa que no estoy agusto en ningún lado y que a los dos días ya quiero largarme...

La Queli dijo...

Pepa, pues a paletadas y lo que sea, pero mi guerra es sin cuartel, ajajajaja.

Elvis, encantada de verte por aquí. Y ya tengo asumido lo de los insectos, que incluso tengo a una líbelula en una flor y no la he matado... es que es una monada.

Carla, como no voy a protestar???. tu sabes lo que es que te despierten todas la mañanas las dichosas moscas???, pero ya tengo mosquiteras en todas las ventanas y ya veremos quien gana.....

OVEJANEGRA dijo...

¿no hay pryca, ni alcampo, ni cortinglés? Dios! no podría vivir siempre allí.
Las moscas se quedan donde las tratan bien, no por estar en el campo tienes unas cuantas más, yo el año pasado tuve viviendo en mi casa una familia de moscas, que cuando unas morían (asesinadas por mi) ya estaban las sobrinas viniendo para el funeral, y no vivo en un pueblo ruralísimo. No hay nada que hacer me temo, solo esperar a que empiece el frío, es desesperante.

Wenanena dijo...

Nena que envidieja me das. Si ves la caca de piso que me he comprao yo... rodeaíca de bloques y bloques y vecinos por todos lados... en finssssssss a ver si algún día te pillo. A ver si vamos escribiendo más, eh??? que estamos las 2 muy perronas. Besos guapi.

Simone B dijo...

A mi antes me hubiera encantado vivir en un chalet en el campo, ahora no sé por qué prefiero vivir más cerca de la ciudad, por eso me he venido a vivir a un pueblo que está pegado a Valencia, (vamos..que es como un barrio de la ciudad..) y estoy encantada.

Besos!

Otra vez a viajar al olvido... dijo...

Hermosa!

RAMPY dijo...

Hola, queli, pues para las moscas y demás insectos mis padres compraron una raqueta eléctrica que las fríe. Creo que la compraron en los chinos también.
Me alegro de que estés bien.
Te mando un beso enorme
Rampy

Jo Grass dijo...

Mi REINA DEL CAMPO más fashion, ¿cómo va todo: las moscas, los gallos, el contrario, la descendencia y eso y más? Aquí estoy de nuevo, recién llegada a la ciudad y atacada por los mosquitos que no tienen piedad de una, y eso que me he pasado el mes en el campo escuchando los pájaros de fondo mientras hacía desayunos, comidas y meriendas sin descanso. Jamía, la desconexión ha estado bien, porque se me escacharró el portátil, mi hija se cayó a la piscina con el móvil y no me he enterado de la misa la mitad; me ha sentado bien el ambiente campestre en el escenario de mi infancia, cuidar de toda la familia y todo lo demás, pero vengo más cansada de lo que me fui, y aquí el calor abrasa, y con el mar se pega y no se va.

Espero que hayas disfrutado de todo MUCHO Y MÁS.
besucones a capazos

 
Plantilla creada por laeulalia basada en la minima de blogger.